Reflexión sobre el Evangelio del Papa 11.12.19

By 11 diciembre, 2019 Evangelio del Papa

Venid a mí cuando estéis cansados y agobiados, que ya os aliviaré”. Cuando uno sabe que ha muerto de cansancio puede postrarse en adoración y decir: “Basta por hoy, Señor”, y rendirse ante el Padre; uno sabe también que no se hunde, sino que se renueva. Somos ovejas y necesitamos que el Pastor nos ayuda.  ¿Sé descansar recibiendo el amor, la gratitud y todo el cariño que me da la Iglesia? ¿O busco descansos más refinados, no los de los pobres sino los que ofrece el mundo del consumo? ¿El Espíritu Santo es verdaderamente para mí “descanso en el trabajo” o solo aquel que me dan trabajo? ¿Sé conversar con Jesús, con el Padre, con la Virgen y San José…? (2-4-2015).